Firma de convenio mandato marca inicio del proyecto de conservación del Centro de Internación Provisoria y Centro de Régimen Cerrado de Sename Atacama

Con el objetivo de reparar y habilitar las actuales dependencias del Centro de Internación Provisoria y Centro de Régimen Cerrado (CIP- CRC) Atacama, para de esta manera recuperar y mejorar la habitabilidad de las y los jóvenes que permanecen en el lugar y de los funcionarios y funcionarias que desarrollan labores, se realizó la firma del Convenio Mandato para el proyecto “Conservación CIP – CRC interior Copiapó”.

La iniciativa, que será financiada con recursos del Gobierno Regional Atacama, aprobados por el Consejo Regional, tendrá una inversión superior a los mil 100 millones de pesos y considera la intervención en dos zonas principales, el anillo de seguridad, intervención en las casas donde permanecen las y los jóvenes y mejoras en la habitabilidad de las garitas de seguridad de gendarmería de Chile, además de la adquisición de equipamiento y de equipos necesarios para mantener estándares de seguridad y calidad de la atención, entre otros.

El Gobernador de Atacama, Miguel Vargas Correa, aseveró que “En primer lugar, agradecer la presencia de la directora Nacional del Servicio Nacional de Reinserción Juvenil y también del Director Nacional del Servicio Nacional de Menores, para estar presentes en esta firma. El convenio mandato es un paso bien importante en la historia del proyecto,  significa que ya estamos a punto de iniciar el proceso de licitación para que las obras puedan iniciarse con prontitud y quiero destacar que el Gobierno Regional de Atacama tiene una alianza de trabajo muy importante con el Ministerio de Justicia. Hace poco acabamos de aprobar proyectos que apoyan la labor de Gendarmería en las cárceles de la región y estamos también trabajando con el Seremi para desarrollar proyectos de mejora a los centros carcelarios de Atacama”.

La primera autoridad de la región manifestó que están al tanto de los problemas de hacinamiento que existen en los recintos y que  ya se está estudiando la manera de aportar para las mejoras que se requieran “esperamos también que el gran proyecto más estratégico, ‘El Arenal’ pueda también avanzar con mayor velocidad”.

Rocío Faúndez, Directora Nacional del Servicio de Reinserción Social Juvenil, expresó que “desde el 13 de enero en toda la macro zona norte -desde Coquimbo hacia el norte- por lo tanto, también acá en Copiapó, comienza a implementarse el nuevo servicio de reinserción social, que es una prioridad del Presidente Gabriel Boric, y también para el Ministro de Justicia. Dentro de eso este convenio es de la máxima importancia para poder partir con un centro en mejores condiciones para los jóvenes que hoy día son atendidos, y que el Gobierno Regional se comprometa también es una muy clara señal de que la reinserción no es una tarea sólo de justicia o de un servicio, sino que es una tarea del gobierno completo, del Estado completo., por eso vamos a tener una política nacional de reinserción social juvenil, y  estamos muy contentos de estar celebrando hoy día este paso adelante”.

En cuanto a las obras, Carolina Cortés Henríquez, Directora Regional del Servicio de Reinserción Social Juvenil Atacama, señaló que el proyecto “básicamente se va a centrar en mejorar las condiciones desde el anillo de seguridad hacia dentro. En las casas donde están los jóvenes, donde permanecen y donde obviamente se llevan a cabo las actividades para precisamente su reinserción social. Además, se van a mejorar en las garitas donde permanecen los gendarmes, que es muy importante, puesto que de alguna manera se le brinda una mejor calidad de vida a ellos; pero nos centramos específicamente en la calidad de vida de los jóvenes, de manera tal que sea coherente la política con la práctica que llevamos a cabo cotidianamente con ellos”, agregó que “además se va a adquirir un hidropak que de cierta forma mejora también las posibilidades de estar atentos frente a cualquier situación de falta de agua, que es de muy alto costo, y que es el sistema mediante el cual se permite que frente a un corte de agua podamos tener el recurso que se necesita cotidianamente, que súper relevante para mantener la calidad de vida”.

Rachid Alai Berenguela, Director del Servicio Nacional de Menores, afirmó que este proyecto “evidentemente contribuye a dar cuenta de nuestra misión, que es el trabajo con los jóvenes en conflicto con la ley y de la misma manera poder entregarle a los funcionarios un mejor lugar para que puedan desarrollar su trabajo de mejor manera. Estamos muy contentos. Agradecemos las gestiones del Seremi de Justicia, del Gobernador, de la Directora que recién asume aquí en la región, porque de verdad esto nos trae muy buenos réditos ahora que ya en poco tiempo más la macro zona norte pasa a ser parte del nuevo servicio de reinserción social juvenil. Va a partir, evidentemente, con un centro mucho mejores condiciones, lo que nos pone muy contentos”.

Del mismo modo Tomás Garay Pérez, Seremi de Justicia y Derechos Humanos de la Región de Atacama señaló que “estamos dando cumplimiento a un compromiso establecido en el programa de Gobierno de nuestro Presidente Gabriel Boric de avanzar en la implementación del nuevo Servicio Nacional de Reinserción Social Juvenil, que viene a transformar los paradigmas bajo los cuales se ha hecho la intervención por parte del Estado, y por otra parte también, hay que valorar el trabajo interinstitucional que se está realizando con el Gobierno Regional de Atacama, que nos permite presentar mejoras, en avanzar en un proyecto por el cual se van a incorporar mejoras para el trabajo que se desarrolla en el Centro de Justicia Juvenil de Copiapó y que permite fortalecer los procesos de reinserción social de los jóvenes que han entrado en conflicto con la ley penal y que están en internación provisoria o cumpliendo algún tipo de sanción y además avanzar en garantizar los derechos de estos jóvenes”.

Las autoridades dieron a conocer que actualmente en el centro hay alrededor de 16 jóvenes que están en internación provisoria, “que son jóvenes que por lo tanto están siendo investigados por algún delito. Los que están cumpliendo condena actualmente son muchos menos y la idea es que esos jóvenes al momento de salir puedan tener un apoyo que es el que el nuevo servicio les va a brindar para darle sostenibilidad a los procesos de cambio que ellos han generado estando dentro”, finalizó Rocío Faúndez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *